Estamos a su disposición para sus preguntas y comentarios.
Darmflora nach der Darmspiegelung: So baust du sie wieder auf
,

Conoce las bacterias intestinales que producen gases

¿Sientes, al despertar por la mañana o después de comer, que tu estómago está hinchado o duro? Si es que sí, no te agobies, la hinchazón abdominal es un problema que sufre con regularidad una parte importante de la población. Esto se debe a una alta presencia de gases en tu intestino, provocada por ciertas bacterias intestinales.  Así pues, si crees que sufres estos gases en exceso, es bueno que consultes con un médico, puesto que puede ser síntoma de una colonización bacteriana fuera de lo normal. 

No obstante, hay que decir que la flatulencias o gases son algo totalmente normal. En principio, si no se producen más de 24 veces al día, los médicos consideran que la digestión se encuentra dentro del estándar. Ten en cuenta que los intestinos pueden contener hasta 1,5 litros de gas. ¿Qué pasa cuando se evacúan gases con más frecuencia o en mayor cantidad? En ese caso, puede ser que suframos de cierto desequilibrio en la flora intestinal, aunque puede haber otros motivos, como una intolerancia alimentaria o un exceso de aire aspirado.  

Tipos de bacterias que producen gases en el intestino 

¿La hinchazón de estómago forma parte de tu día a día? Si ese es el caso, lo mejor que puedes hacer es consultar a un médico. Si este descarta enfermedades del aparato digestivo, y, además, haces suficiente ejercicio y llevas una dieta equilibrada, lo más probable es que las bacterias intestinales sean la principal causa del exceso de flatulencias que padeces

Y es que la sobreproducción de gases intestinales puede deberse a diferentes motivos, tales como la ingesta de determinados alimentos o la existencia de un exceso de bacterias intestinales formadoras de gas en la flora intestinal. 

En este sentido, es bueno saber que nuestros intestinos albergan miles de microorganismos bacterianos, pero no todos son causantes de las flatulencias. Así pues, las principales bacterias que producen gases son: 

Bacteroides vulgatus

produce hidrógeno, metano y azufre.

Methanobrevibacter smithii

que junto con el género Bacteroides producen la mayoría de los gases intestinales.

Enterobacteriaceae

que puede llegar a causar enfermedades a partir de una determinada cantidad.

Escherichia coli

que representa, más o menos, un uno por ciento de las bacterias presentes en una flora intestinal sana.

La relación entre flora intestinal y gases

En 2014 se realizó un estudio1 que permitió demostrar que los probióticos protegían a los bebés contra los cólicos. Posteriormente, en el seguimiento de este estudio, se descubrió, además, que los bebés que padecían de gases contaban con un predominio de proteobacterias formadoras de gas en su intestino, encontrando solo una pequeña cantidad de bifidobacterias y lactobacilos en la flora intestinal.  

Así pues, el motivo por el que las flatulencias y los cólicos son tan frecuentes en bebés es que el microbioma natural aún no está completamente desarrollado, pero también, según este estudio, con la administración de probióticos se puede fomentar el desarrollo de la flora intestinal. 

En el caso de los adultos esto no cambia mucho, ya que, estudios como este, sugieren que un equilibrio en las bacterias intestinales puede ayudar a combatir un exceso de flatulencias. Aunque todos los probióticos apoyan en general el movimiento intestinal, si se quiere combatir el exceso de gases, es importante poner el foco en dos cepas de bacterias2:  

  • Bifidobacterium infantis  
  • Lactobacillus casei shirota.  

Si nos decidimos a buscar estos probióticos para los gases, estos se pueden encontrar, por ejemplo, en algunos yogures o similares, aunque también es posible encontrarlos en forma de suplementos alimentarios. 

¿Qué más puedes hacer para reducir las flatulencias?  

Además de los probióticos para los gases, hay otras cosas que puedes hacer para no sentirte hinchado. Así pues, otras medidas importantes que puedes tomar son: 

  • Comer despacio y conscientemente. Si comemos deprisa tragamos una mayor cantidad de aire. Comiendo más pausadamente y masticando más, evitaremos buena parte de esa ingesta de aire además de facilitar la digestión. Y como no, saborearemos y disfrutaremos más de las comidas.  
  • Practicar, por lo menos, 30 minutos de ejercicio diario. Eso sí, no todas las prácticas deportivas ayudan de la misma manera. En este sentido, puede ser interesante que busques información acerca de actividades, como algunos tipos ejercicios abdominales o algunas posturas de yoga, que favorezcan la expulsión de gases y aliviar, pues, la hinchazón abdominal. 
  • Relajarse. El estrés puede producir cambios en la flora intestinal que a la vez pueden favorecer la aparición de gases. Además, en situaciones de estrés, algunas personas pueden tender a comer peor (más deprisa y alimentos menos saludables), lo que también puede ser clave para las flatulencias.  
  • Ingerir alimentos que se toleren bien. Hay que mantener una dieta sana y equilibrada, pero evitando, en la medida de lo posible, aquellos alimentos que dificultan nuestras digestiones y que suponen una generación excesiva de gases.   

¿No sabes qué alimentos toleras mejor? Las investigadoras e investigadores de BIOMES estarán encantados de ayudarte. La composición de tu flora intestinal determina qué dieta es la más adecuada para ti. Con la ayuda de recomendaciones personalizadas basadas en un análisis de tus bacterias intestinales podrás combatir eficazmente el exceso de flatulencias y otras dolencias gastrointestinales. 

Más información sobre INTEST.pro El test intestinal de BIOMES

¿Cómo analizamos tu flora intestinal? ¿Qué incluye exactamente la prueba? ¿Dónde puedes comprar INTEST.pro?
¿Y cómo protegemos tus datos?

  • Fuentes:
  • 1Flavia, I. et al (2014). Prophylactic Use of a Probiotic in the Prevention of Colic, Regurgitation, and Functional Constipation. A Randomized Clinical Trial. Jamia Pedriatics 2014;168(3):228-233. doi: 10.1001/jamapediatrics.2013.4367 // de Weerth, C., Fuentes, S., Puylaert, P., & de Vos, W. M. (2013). Intestinal microbiota of infants with colic: development and specific signatures. Pediatrics, 131(2), e550–e558. https://doi.org/10.1542/peds.2012-1449  
  • 2Información obtenida de los artículos Brenner, D.M., Chey W.D. Bifidobacterium infantis 35624: a novel probiotic for the treatment of irritable bowel syndrome. Rev Gastroenterol Disord. 2009 Winter;9(1):7-15. PMID: 19367213// Koebnick, C., Wagner, I., Leitzmann, P., Stern, U., Zunft, H.J. Probiotic beverage containing Lactobacillus casei Shirota improves gastrointestinal symptoms in patients with chronic constipation. Can J Gastroenterol. 2003 Nov;17(11):655-9. doi: 10.1155/2003/654907. PMID: 14631461. 
  • Khalighi A R, et. Al. (2014). Evaluating the efficacy of probiotic on treatment in patients with small intestinal bacterial overgrowth (SIBO) – A pilot study. Indian J Med Res 140:604-8
  • Ghoshal UC, Shukla R, Ghoshal U. (2017) Small Intestinal Bacterial Overgrowth and Irritable Bowel Syndrome: A Bridge between Functional Organic Dichotomy. Gut Liver. 2;11(2):196-208. doi: 10.5009/gnl16126
  • Staudacher HM, Whelan K. (2017) The low FODMAP diet: recent advances in understanding its mechanisms and efficacy in IBS. Gut.;66(8):1517-1527. doi:  10.1136/gutjnl-2017-313750
  • Blähungen, Luft im Bauch – Ursachen | Apotheken-Umschau
  • Ritchie ML, Romanuk TN. (2012) A meta-analysis of probiotic efficacy for gastrointestinal diseases. PLoS One.;7(4):e34938. doi: 10.1371/journal.pone.0034938
  • Steinmüller, Dr. Rolf. „Escherichia coli“. Ernährungsumschau, Bd. Ernährungs Umschau, Nr. 7/10, 2010, S. B13–28, www.ernaehrungs-umschau.de/fileadmin/Ernaehrungs-Umschau/pdfs/pdf_2010/07_10/EU07_2010_B25_B28.qxd.pdf.
  • Bolca S, Verstraete W. (2010) Microbial equol production attenuates colonic methanogenesis and sulphidogenesis in vitro. Anaerobe.;16(3):247-52. doi: 10.1016/j.anaerobe.2010.03.002
  • Flavia, I. et al (2014): Prophylactic Use of a Probiotic in the Prevention of Colic, Regurgitation, and Functional Constipation. A Randomized Clinical Trial. Jamia Pedriatics 2014;168(3):228-233. doi:10.1001/jamapediatrics.2013.4367
  • Koebnick, C., Wagner, I., Leitzmann, P., Stern, U., Zunft, H.J. Probiotic beverage containing Lactobacillus casei Shirota improves gastrointestinal symptoms in patients with chronic constipation. Can J Gastroenterol. 2003 Nov;17(11):655-9. doi: 10.1155/2003/654907. PMID: 14631461. 
http://sc.biomes.world/wp-content/uploads/2021/04/paul-400x360.jpgasd
Paul Dr. Hammer
CEO & Fundador
Dr. Paul Hammer es el fundador y director general de Biomes NGS GmbH. Paul se doctoró en sistemas biológicos y bioinformática en 2012.
To the expert profile

También podría interesarte...

Frau mit Schmerzen
Colitis ulcerosa: síntomas y molestias

La colitis ulcerosa es una enfermedad intestinal inflamatoria crónica que causa inflamación en el intestino. El nombre deriva del lugar [...]

Disbiosis – Cuando los intestinos se desequilibran
Disbiosis – Cuando los intestinos se desequilibran

¿Qué es la disbiosis y cómo se previene? Todos estamos cansados y débiles. Pero si usted está cansado más a [...]

FODMAP-Meal
Dieta FODMAP – la dieta adecuada para el síndrome del intestino irritable

Retumbos, tirones, burbujeo o pellizcos, flatulencia, diarrea, estreñimiento o simplemente dolor de estómago. Si tu intestino se está volviendo loco, [...]

Nuestros socios:
EFRE Logo