Tiempo de lectura: 2 min.

Un test de flora intestinal en casa puede ayudar con las molestias del intestino irritable

¿Sigue siendo tu quien determina tu rutina diaria o tu digestión ha asumido la supremacía? El síndrome del intestino irritable causa colicos, flatulencia, diarrea o estreñimiento - a veces varios síntomas al mismo tiempo o a veces alternando. Seguramente es sólo un pequeño consuelo para ti si lees ahora: no estás solo. Aproximadamente una de cada cinco personas en los países industrializados padece el síndrome del intestino irritable. Desafortunadamente, todavía hay muchas preguntas sin resposder sobre las causas y la terapia. Aunque se puede asumir que tu estilo de vida tendrá un efecto en tu intestino, una predisposición hereditaria también puede ser culpable de que tu intestino se comporten como una diva. El síndrome del intestino irritable no es peligroso, sólo muy desagradable. Los científicos no han podido averiguar cual es exactamente el culpable de estos colicos estomacales, flatulencias y otras afecciones pero sospechan de la flora intestinal.



La composición bacteriana ya no es correcta

Hasta ahora, los científicos han podido determinar que la microbiota intestinal, es decir, la flora intestinal de un intestino irritable, difiere de un intestino sano. El número de bacterias Firmicutes a menudo aumenta, mientras que otras bacterias, como los Bacteriodes y Bifido, se siembran escasamente. Cada cepa bacteriana tiene una tarea especial en el intestino. Si hay demasiadas de una variedad y muy pocas de la otra, la digestión no puede llevarse a cabo de forma limpia y saludable. Por eso tienes estrés en tu estómago después de cada comida. Los científicos aún no han podido averiguar si la flora intestinal alterada es una consecuencia o la causa del síndrome del intestino irritable.



Encuentra las bacterias adecuadas para tu intestino

Tal vez leíste que el yogurt se supone que ayuda. Básicamente la idea no es errónea, porque lo que tu intestino necesita ahora son probióticos. Estas son las bacterias intestinales buenas, de las cuales probablemente tengas muy pocas. Las bacterias de ácido láctico son las bacterias más comunes en tu intestino. El ácido láctico que producen hace que el valor del pH en el intestino descienda a un nivel perfectamente ácido. Las bacterias malas odian esto y dejan de multiplicarse inmediatamente. Al mismo tiempo, las bacterias buenas se llevan todo lo que necesitan para desarrollarse. Si son pocas, las buenas se ponen el sombrero y así la mucosa intestinal puede estabilizarse de nuevo. En cuanto este ahí, los gérmenes y las toxinas no podrán pasar.

Si tu intestino se queja regularmente como una diva, desafortunadamente un yogur ya no es suficiente. Necesitas algo más fuerte, muchas bacterias vivas. Hay muy pocas de ellas en el yogur para ayudarte. Existen diferentes cepas bacterianas y todas están representadas en diferentes números en tu intestino. Puedes averiguar cómo se ve tu flora intestinal con una prueba. Nuestro autotest INTEST.pro iestá diseñado exactamente para esto y puedes prepararlo desde la tranquilidad de tu casa. Se toma una muestra de heces (no te preocupes, no es tan desagradable como antes y solo es suficiente una cantidad del tamaño de una cabeza de alfiler por hisopo) y se envía al laboratorio de BIOMES. Allí, los científicos evalúan tu flora intestinal. Puedes ver los datos online dos semanas después. En la evaluación verás una lista de las bacterias que están presentes en tu flora intestinal. Descubrirás qué bacterias tienes en abundancia y cuáles en menor cantidad. Además, si no puedes digerir bien ciertos componentes de los alimentos, como los carbohidratos, las grasas o las proteínas, recibirás recomendaciones sobre qué probióticos podrían ayudar a tu flora intestinal y cuál es la nutrición adecuada para ti. El objetivo es reequilibrar la flora intestinal para que te sientas en forma, sano y bien de nuevo.



Obtén más información sobre el análisis intestinal INTEST.pro

¿Cómo analizamos tu flora intestinal? ¿En qué consiste exactamente el test? ¿Dónde puedes comprar INTEST.pro y cómo protegemos tus datos?


→ Más Información