Alimentos Veganos: Beneficios y posibles riesgos

¿qué afirmaciones son verdad y cuáles no?
Algunas personas comen alimentos veganos por razones morales, es decir, por los animales o por la protección del medioambiente. Para otros, seguir una dieta vegana es solo una parte de su moderno estilo de vida e inlcuso hay quienes esperan perder peso con ello. ¿Pero qué pasa con la salud? Algunas personas afirman que limitarse a comer alimentos veganos puede provocar desnutrición. En cambio, otros afirman que las personas veganas son delgadas, están en forma y viven más tiempo. Pero, ¿qué hay de verdad y qué de mito en todo esto? Hemos examinado detenidamente los beneficios que ser vegano tiene para la salud. Con ello tampoco pretendemos ocultar los riesgos, pero presentamos algunas ideas que pueden ayudarte a evitarlos.

Ventajas y desventajas de hacerse vegano

Desde que McDonalds ofrece hamburguesas con sucedáneos de carne a base de productos vegetales, la discusión sobre los pros y contras de la alimentación vegana está servida. Todo el mundo sabe que los veganos se las arreglan bien sin productos de origen animal pero muy pocos saben que esto significa algo más que no consumir carne ni leche. La miel de abeja y los ositos de goma rellenos de gelatina, por ejemplo, tampoco son veganos. No obstante, es importante saber que no todos los veganos siguen estrictamente las mismas pautas y, por consiguiente, ¡no existe una verdadera y única dieta vegana! También es importante recalcar que no todas las dietas basadas en una alimentación vegana son saludables. Si te alimentas solo de hamburguesas veganas, estás alimentándote en definitiva a base de comida rápida. Y esto, como ya sabes, es muy poco saludable. Como con cualquier otra dieta, aquí también se aplica la máxima de que lo importante es encontrar el dorado término medio. Los beneficios de ser vegano solo son reales si la alimentación es variada.

Ser vegano puede tener beneficios para la salud y el bienestar

1
Nutrientes valiosos
Muchos estudios de organismos como, por ejemplo, la Organización Mundial de la Salud (OMS) muestran que seguir una dieta vegana lleva aparejados ciertos beneficios. Tan solo el hecho de no consumir carnes grasas presenta, de por sí, efectos positivos. Dado que la dieta vegana se basa en el consumo de alimentos a base de plantas, se ingieren con mucha más regularidad verduras ricas en vitaminas, ensaladas frescas y frutos secos que contienen grasas y proteínas de calidad. Una dieta vegana no produce de por sí desnutrición porque los vegetales también es rica en nutrientes. Además, contienen mucha fibra y micronutrientes, como sustancias vegetales secundarias, antioxidantes, vitaminas y minerales como el magnesio, el potasio y el ácido fólico.
2
Proteínas y grasas: comparación entre las de origen vegetal y animal
Las proteínas son elementos fundamentales para nuestro cuerpo, Sobre todo, son esenciales e indispensables los aminoácidos. La principal fuente de la que se obtienen las proteínas son la carne y los productos lácteos y son en gran medida necesarias para la formación y el mantenimiento de los músculos. Por este motivo, los deportistas temen las desventajas que una dieta vegana puede tener para ellos. Pero también se pueden desarrollar músculos o aumentar la masa muscular con proteínas vegetales, siempre y cuando contengan todos los aminoácidos esenciales. Este es el caso, por ejemplo, de las legumbres, los frutos secos, los cereales integrales, los productos de soja y algunas verduras. De hecho, estos ofrecen un beneficio para la salud pues las proteínas vegetales suelen contener menos grasa y colesterol que las de origen animale. Algo parecido ocurre con las grasas. Los productos vegetales contienen muchos más ácidos grasos insaturados; estas grasas buenas ayudan a reducir el nivel de colesterol. Con la excepción de las grasas vegetales endurecidas, presentes en la margarina, por ejemplo.
3
Efecto adelgazante
¿Ser vegano es una ventajas o una desventaja cuando se quiere adelgazar? Varios estudios han analizado esta cuestión y las estadísticas sobre el índice de masa corporal de las personas veganas sugieren que estas son, a menudo, más delgadas. Además, las dietas veganas demostraron ser más eficaces que las dietas de adelgazamiento mixtas. Esto se debe al hecho de que los alimentos veganos tienden a contener mucha fibra y menos grasa. Exceptuando, por supuesto, las patatas fritas y los refrescos. Estos snacks pueden ser veganos pero engordan mucho y, además, son muy poco saludables. Si alguien vegano se alimenta a base de ellos, esta dieta tampoco presentará ninguna ventaja para su salud.
4
Prevención de enfermedades
Los beneficios que tiene para la salud ser vegano. Por lo general, el veganismo reduce el riesgo de sufrir enfermedades comunes. Son menos susceptibles de padecer enfermedades cardiovasculares y diabetes de tipo 2 porque acumulan menos depósitos de grasa, absorben una gama más amplia de nutrientes y no comen carne que contenga colesterol. Un estudio sobre la alimentación vegetariana llevado a cabo en Heidelberg por el Centro Alemán de Investigación contra el Cáncer (Deutschen Krebsforschungszentrums) ha demostrado que evitando la carne roja procesada se puede reducir significativamente el riesgo de cáncer. Sin embargo, lo que estos estudios no muestran es cómo influyen también en ello nuestro estilo de vida. Se ha demostrado que la mayoría de los veganos beben menos alcohol, fuman con menos frecuencia y hacen más ejercicio que el promedio de la población. En definitiva, no puede afirmarse con certeza qué papel juega la alimentación vegana en la mejoría de la salud y cuáles son los otros factores.

Estilo de vida vegano: posibles desventajas de esta dieta

1
Escasez de medicamentos veganos
Las personas veganas que están enfermas están atrapadas en un dilema, pues muchos medicamentos no son veganos. Algunos comprimidos contienen lactosa de leche de vaca y, con frecuencia, las píldoras contienen gelatina. ¿Y qué ocurre con las vacunas? A menudo solo pueden producirse con la ayuda de proteínas y células animales. Sin embargo, este problema no se plantea con respecto a los probióticos y, por lo tanto, los veganos más estrictos pueden estar tranquilos pues bacterias que los componen seguirán viviendo felices en sus intestinos. Si no consumes yogures probióticos, también puedes mejorar tu perfil microbiano de otras maneras. Con el test intestinal INTEST.pro de BIOMES, por ejemplo, sabrás cómo es tu flora intestinal y recibirás consejos sobre suplementos alimenticios veganos y nutrición.
2
Riesgo de deficiencia de vitamina B12
¿Es posible satisfacer las necesidades nutricionales con una dieta vegana? Aquí te presentamos algunos argumentos a favor y en contra. Aunque los alimentos vegetales son ricos en nutrientes, algunos micronutrientes están solo están presentes en pequeñas cantidades o son más difíciles de aprovechar en forma vegetal. Esto ocurre, por ejemplo, con el hierro. La Sociedad Alemana de Nutrición (GED) no recomienda que las mujeres embarazadas, madres lactantes, bebés, niños o adolescentes sigan una dieta vegana.
El problema se puede resolver utilizando los complementos alimenticios de BIOMES para prevenir una deficiencia de nutrientes y haciéndote análisis de sangre regularmente. Debes prestar especial atención al suministro suficiente de vitamina B12 pues, desafortunadamente, la vitamina B12 solo se encuentra en cantidades suficientes en los productos de origen animal. Sin embargo, con pasta de dientes especial y otras preparaciones de vitamina B12, los veganos pueden prevenir un déficit.
3
Productos sustitutivos poco saludables
Muchos veganos extrañan las salchichas crujientes y los filetes jugosos. La industria alimentaria también se ha dado cuenta y ha desarrollado una amplia gama de sustitutos para la carne. Para que la consistencia, el sabor y el color se parezcan al original, estos productos contienen todo tipo de colorantes y conservantes, sabores artificiales, además de mucha sal y grasa. Por lo tanto, estos productos artificiales no son nada saludables. Una opción es que tú mismo hagas tus propias salchichas con ingredientes más saludables.
4
Factor coste y esfuerzo
La leche de soja enriquecida con calcio y la milanesa de tofu son bastante caras. Además del precio, la comida vegana tiene otra desventaja: se necesita tiempo y organización para tener una dieta equilibrada y una lista de compras. Además, los veganos generalmente tienen que cocinar para sí mismos de manera con regularidad. Especialmente durante la transición a una dieta vegana, es importante asegurarse de cubrir tus necesidades energéticas. Sólo entonces no habrán antojos fuertes por los perritos calientes y las patatas fritas.
CTA_INTESTpro_ES_200610_5